Santiago Tabarca

martes, agosto 29, 2006

Un mail me ha llegado, por si quieren colaborar.

From: David García Gil <davidleo_88@hotmail.com> Estimado amigo, estoy preparando una página web sobre poesía española contemporánea. Sé que suena a ñoño, pero alguna vía de escape tendré que buscar, y el alcohol me >sale caro casi siempre. Bueno, a lo que iba, que me gustaría hablar en ella de los libros y autores más valorados por los poetas de hoy. Cuento con tu colaboración. Sólo tienes que enviarme una lista de alrededor de 20 títulos de poemarios escritos por autores españoles durante el siglo XX (y lo que llevamos de >XXI). Para ello se ha tener en cuenta que: -Se han de seguir únicamente criterios íntimos, sin temer dejar fuera libros decisivos en el desarrollo de la lírica española o autores de resonancia universal. Se puede no poner Arde el mar, por ejemplo, y no incluir a Juan Ramón Jiménez. -La relación de libros no ha de seguir ningún orden, o únicamente el orden cronológico. -Sólo se admiten las recopilaciones cuando éstas hayan sido concebidas como un libro unitario (p. ej. Ancia, de Blas de Otero). -Pueden incluirse libros propios, pero sin pasarse. Además, queda muy mal. Es también lícito citar más de un poemario del mismo autor pero, por favor, mesura. Eso es todo. También sería bueno que me mandases una foto y un currículum lo más breve posible, a fin de no mostrar la selección únicamente ilustrada con el nombre del poeta. No hay prisas. Debido a los estudios y a mi cuajo >andaluz, no sé lo que me llevará este proyecto. Espero que no demasiado. Gracias por tu atención, un abrazo, David Leo García. (Agradecería que pasarais la carta a los poetas que me escapen de la vista) Tenemos que apoyar las iniciativas. Así que a mandar mails a este hombre eh! que no me entere yo! Un abrazo.

lunes, agosto 28, 2006

VUELVO AL BLOG

Estimados amigos, tras otro largo periodo de silencio vuelvo de nuevo a dedicarles otras palabras. En esta ocasión no serán más que de noticia. Me he mudado al Tablero de Maspalomas, un pueblo que está bastante más cerca del mar y de la civilización que Tirajana, donde estaba antes. El motivo, una redecoración de mi vida, al más puro estilo IKEA. Comenzaremos en muy poco tiempo con el Cubalibro, y tengo que estar cerca de la civilización para que todo sea un pelín más posible. En cuanto a lo literario, sigo leyendo bastante, aunque mucho menos de lo que me gustaría. He estado de mudanzas, como ya he dicho, y eso hizo que, por un tiempo, dejara los libros por los muebles, que son mucho más pesados en todos los sentidos. Luego, unas pequeñas vacaciones por fuerteventura (ya se sabe, sol, playa, submarinismo, meros de un metro, weissbier, y mucho, mucho guiri). Y por último, Elfriede Jelinek, la austriaca del nobel del 2004 con su pianista, a la que estuve casi a punto de convertir en la mujer pájaro lanzando el libro a lo más alto de una palmera. Sin embargo, después de aguantar el tirón (nunca mejor dicho) y empezar a comprender su estilo, comencé a apreciar la novela y hoy diré, incluso, que me gusta. Pero ya les hablaré más detenidamente sobre ella. En otro orden de cosas. Estoy trabajando por las mañanas, hasta las tres, en la inmobiliaria. Supongo que tendrá de reprobable todo lo que tendría también si no estuviese trabajando ahí. De momento me va yendo bien. Consigo una suerte de activación por la mañana que me persigue luego durante todo el día, y aprovecho para seguir haciendo cosas en torno a la literatura. Creo que no es mala solución. Cuando terminemos las obras en el Cubalibro, esa será mi ocupación por las tardes. ¡Ah! y ya se acerca la fecha para hacer la matrícula en filología, menos mal. Esto de momento es todo. Teniendo internet en la casa nueva (me instalaron hoy el adsl y la línea telefónica) puedo seguir publicando entradas en el blog. Un fuerte abrazo y cuidense.